Ángela Vázquez lleva más de 40 años prestando atención a los más pequeños como enfermera de Pediatría.

angela pediatriaDesde esta dilatada experiencia, nos acerca al trabajo diario en esta especialidad y ahonda en cuestiones de especial actualidad, como la vacunación o la presencia de profesionales de Enfermería en los centros educativos.

Aunque cada sector de pacientes es igualmente importante y requiere toda la diligencia de los profesionales sanitarios, los niños y niñas son el futuro. Una buena salud en la infancia tendrá su repercusión directa durante la vida adulta y esto marca en cierta medida el día a día de la enfermería pediátrica.

Ángela atiende a pequeños desde que son recién hasta los 14 años, aplicando el programa “Neno Sano” ,que incluye desde la prueba metabólica que se realiza al tercer o cuatro día de vida, hasta las revisiones periódicas, peso, talla, agudeza visual, educación sanitaria, vacunación...

“A lo largo de estos años he vivido muchos cambios. A nivel recursos es cierto que contamos con herramientas mejoradas, pero la tecnología también nos ha llevado a cierta deshumanización”, señala Ángela. “Dentro de poco trabajaremos solo desde delante de un ordenador, sin contacto con las personas”, ironiza, reflexionando también sobre los tiempos de atención a cada pacientes. “Aunque me marquen unos minutos por niño yo dedico el tiempo que verdaderamente se necesite para atenderlo”.

EDUCACIÓN SANITARIA

Y entre toda la asistencia que presta Ángela actualmente desde Pediatría del Centro de Salud de A Ponte también se encuentra la educación sanitaria, tanto para asesorar a los padres como para los propios niños. “Atajamos cualquier duda, desde cómo bañar a los bebés, de que manera acostarlos, dar el biberón o el pecho” y, sobre todo, tratan de transmitir hábitos saludables.

“No podemos obviar una evidencia que muchas veces los padres no quieren oír: el sobrepeso y la obesidad es uno de los principales problemas de salud infantil actualmente”, apunta Ángela, quien también se atreve a señalar uno de los principales motivos: los propios hábitos de los padres en casa. “Así mismo se lo digo en la consulta, un niño de 8 o 9 años no compra los dulces, los padres muchas veces recurren a las más rápido y práctico, son los niños los que mandan y si quieren tomar refrescos con cuatro años se les dan o si piden desayunar cada día con bollería también se les permite”. No solo señala las causas sino que también apunta medidas, “dedicar tiempo a los niños y a su educación en salud desde casa”. Lanza además otra recomendación a los padres: “poner límites, el hogar es el primer agente educativo”.

ENFERMERÍA EN LOS COLEGIOS

Tanto esta educación sanitaria como la atención a niños y niñas con problemas de salud diagnosticados se traslada también a los centros escolares. Por ello, Ángela no tiene duda “debería haber al menos una enfermera en cada colegio como hay, por ejemplo, un psicopedagogo”.

En su opinión, este profesional de Enfermería es fundamental para educar en temas de “higiene bucal, alimentación y vacunas” por no hablar de “problemas de alcohol, drogas, embarazo o enfermedades de transmisión sexual”.

Ángela pone el foco de atención especialmente en la relación de los adolescentes y preadolescentes con el alcohol y vuelve a redundar en la “desestructuración de las familias” y el “poco tiempo para atender a los niños”.

VACUNACIÓN

Otro de los frentes que abordan diariamente los profesionales de Enfermería en Pediatría es el calendario de vacunación, una cuestión de plena actualidad. “Soy completamente provacunas, sino no podría estar donde estoy ni donde he estado como supervisora durante 25 años”. Así de tajante se muestra Ángela que, aunque reconoce que son pocos los padres y madres que deciden no vacunar a sus hijos, hay algunos que lo descartan “o lo hacen mal creando un calendario de vacunación a medida, pero realmente se ni so ponen las dosis de refuerzo o no se sigue el programa establecido, no resultan eficaces”. El motivo que esgrimen estos padres para no vacunar a sus hijos es “que son virus que le metemos en el cuerpo a sus hijos” y otras conclusiones extremadamente erróneas “que muchas veces encuentran en redes sociales e internet”.

La clave, desde su punto de vista, “ofrecer información oportuna y que así los padres se convenzan de que lo mejor es la vacunación”.

PERSPECTIVA DE LA PROFESIÓN

Ángela ha desarrollado siempre su profesión en relación con la Pediatría y se muestra más que satisfecha con esta trayectoria.

“Saber que en tu trabajo todo esta marchando bien, que todo fluya, que tu trabajo dé resultados, sin necesidad de grandes alardes, sino con las responsabilidades del día a día, eso es lo que más me realiza” junto con el agradecimiento de las familias y que “me valoren como profesional”.

La cara b, al trabajar con un grupo tan especialmente sensible, lidiar con aquellos casos que quizás no salgan adelante. “Saber que a lo mejor ese niño que estás atendiendo no va a llegar al año de vida es muy duro, lleves los años que lleves de profesión”.

Desde 1977 hasta ahora Ángela también ha detectado una carencia: “los que nos dirigen no nos escuchan o cuando quieres hablar con ellos están de uñas”, pero también reconoce que “actualmente se registra muy poco lo que se hace, se escribe muy poco y eso dificulta argumentar las peticiones y reclamaciones”.

Con todo, se siente afortunada de “haber estado y haber hecho siempre aquello que me llenaba”, para dedicarse a esto “debe entusiasmarte la Pediatría”.

Colegiación On-Line

Presentación de la documentación para la colegiación

Consultas

Realiza tus consultas de forma más rápida a través de la web

Trabajo

Consulta las ofertas de trabajo que llegan a nuestra oficina en un solo clic

Formación

Comprueba qué cursos están disponibles con su información completa