Imprimir

Un engrosamiento de la arteria cartotídea puede predecir el riesgo, pero taambién avisa para prevenir su aparición

AHA
Placas en la arteria
 

Fuente:ABC

Tener enfermedad vascular asintomática puede indicar un mayor riesgo de disfunción eréctil en el futuro. Lo acaba de comprobar una investigación realizada en más de 1.862 varones que se ha presentado en las Sesiones Científicas de la American Heart Association 2014 que concluye que «la función eréctil puede ser una ventana hacia la salud cardiovascular, y general, de los hombres».

Según explicó David I. Feldman, de la Universidad Johns Hopkins en Baltimore (EE.UU.), y principal investigador, desde hace tiempo se sospecha que coexisten la disfunción eréctil y las enfermedades cardiovasculares. Ahora, su equipo ha analizado a 1.862 hombres sin enfermedad cardiaca existente y ha evaluado la relación entre el desarrollo temprano de la placa aterosclerótica y la rigidez arterial y la disfunción eréctil.

«Nos fijamos en que la medición de la enfermedad vascular temprana es el mejor predictor para la disfunción eréctil- dijo Feldman-. También en que si estos hombres con múltiples anomalías, como el aumento de la placa, además de la rigidez arterial y la disfunción, eran más propensos a sufrir también disfunción eréctil».

Placa aterosclerótica

Y sus resultados muestran que aquellos hombres con acúmulos de calcio en la arteria coronaria, o placa aterosclerótica, superiores a 100 unidades Agatston (la puntuación de Agatston es una medida de la cantidad de placa calcificada en las arterias coronarias) tenían un 43% más probabilidades de padecer disfunción eréctil en el futuro que los que tenían puntuaciones normales de calcio.

Además, los investigadores han visto que mientras que el calcio de las arterias coronarias tenía una fuerte asociación con la disfunción eréctil, otras medidas de enfermedad vascular temprana, incluyendo el grosor íntima media carotídeo, también eran peores entre los hombres con disfunción eréctil. (El grosor íntima media carotídeo mide la acumulación de placa en las arterias carótidas que suministran sangre a la cabeza, el cuello y cerebro).

Prevenir la salud sexual

El estudio también ha tenido en cuenta factores como la edad, la raza, el sexo y otros tradicionales de riesgo, como la diabetes, el tabaquismo, el colesterol alto y la obesidad. Contemplados todos ellos, el estudio mostró que los hombres con aterosclerosis y rigidez arterial tenían una probabilidad de un 53% mayor de disfunción eréctil a largo plazo.

Como señaló Feldman, esta estudio puede «despertar» a muchos varones sobre su estilo de vida y hacer que prevengan el posible riesgo de disfunción eréctil a largo plazo, y así mejorar su salud cardiovascular, siguiendo una dieta saludable, fomentando la actividad física y evitando el tabaco.

«Las directrices actuales recomiendan la prueba de esfuerzo y una prueba de índice tobillo-brazo para la evaluación del riesgo cardiovascular en los pacientes con disfunción eréctil. Ahora, nuestros resultados sugieren un indicador más poderoso, como es la medición directa de la placa coronaria», señaló el investigador. No obstante, asegura que hace falta mayor investigación antes de que se empleen estas pruebas de medición de la placa de forma rutinaria, en vez de otros métodos no invasivos, para evaluar la salud sexual de los hombres.