Imprimir

AGENCIAS (10 de septiembre de 2020). La mascarilla, obligatoria en todos los gimnasios gallegos. Diario Atlántico. Recuperado de www.atlantico.net 

La Xunta relaja restricciones sanitarias en la provincia de A Coruña y las amplía en la de Pontevedra

Los municipios de Pontevedra y Ponteceso se suman a las medidas restrictivas decretadas por la Xunta para frenar la expansión decovid-19 y que se mantienen una semana más en los ayuntamientos de Lugo, Santiago, Ourense, Carballo y A Laracha, así como en parte de A Coruña. Así lo acordó una reunión del comité clínico de expertos que presidió ayer el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo y que, entre otras cosas, extendió la obligación de utilizar mascarilla a todos los gimnasios de la comunidad e incrementó del 50 al 75% la ocupación máxima de terrazas en áreas con restricciones.

En concreto, los expertos recomendaron extender el uso obligatorio de mascarilla de protección en todo momento dentro de los gimnasios a toda Galicia, una medida que desde la pasada semana ya estaba activa en aquellos municipios afectados por restricciones, tras detectarse dos brotes vinculados a este tipo de establecimientos -uno en Santiago y otro en Arteixo-.

Asimismo, se permitirá incrementar del 50 al 75% la ocupación de las terrazas en aquellas zonas con restricciones especiales, donde no está permitido el consumo en barra y el aforo interior de hostelería, restauración, establecimientos comerciales o bibliotecas, entre otros, debe limitarse al 50%. En estas áreas continúan limitadas a un máximo de 10 personas las reuniones en vías públicas o en establecimientos de hostelería, además de reducir los aforos de celebraciones, lugares de culto y velatorios y mantener el cierre de centros de día y de visitas a residencias.

Restricciones territoriales

Las restricciones se mantienen una semana más en los municipios de Santiago, Ourense, Carballo y A Laracha, así como en Lugo, donde el comité decidió levantar, no obstante, las limitaciones especiales al barrio de A Milagrosa, que tendrá las mismas indicaciones que el resto de la ciudad. También se mantiene en parte de A Coruña, aunque la evolución epidemiológica hace que se levanten restricciones en algunos barrios. También salen los municipios coruñeses de Arteixo y Santa Comba, y se incorporan Pontevedra y Ponteceso.

Por otra parte, el Juzgado de lo Contencioso-administrativo número 2 de A Coruña ratificó ayer las medidas restrictivas de derechos fundamentales aprobadas por la Xunta el pasado 2 de septiembre en los municipios de A Coruña, Arteixo, Cambre, Culleredo, Oleiros, Abegondo, Bergondo, Carral y Sada para hacer frente al covid-19. El Juzgado de lo Contencioso-administrativo número 4 de A Coruña también ratificó las medidas de prevención como consecuencia de la evolución de la pandemia del coronavirus en los municipios de A Laracha y Carballo, en todos los casos relacionadas con el derecho de reunión.

 

Las juntas de vecinos urgentes, por tiempo mínimo y con alejamiento

La Xunta y el Colegio Oficial de Administradores de Fincas de Galicia lanzaron una guía para las juntas de comunidades de propietarios en tiempos de covid-19, que contempla que las que se celebren por ser "urgentes" deben contar con una persona como máximo por propiedad y alargarse el "mínimo tiempo imprescindible". Así lo explicaron ayer la conselleira de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda, Ángeles Vázquez; el presidente del Colegio, Martín Bermúdez de la Puente, y el director general de Vivenda e Solo, Heriberto García, durante la presentación en A Coruña de este manual elaborado conjuntamente.

En declaraciones a la prensa, Ángeles Vázquez remarcó que "el covid vino a cambiarlo todo" y, en este campo, era necesario disponer de una guía "de obligado cumplimiento", ya que "por un lado, las leyes obligan a mantener juntas con vecinos y, por otro, la salud pública es la prioridad".

Entre las medidas, establecen que solo deben celebrarse las juntas que sean "urgentes", en un espacio habilitado con distancias y ventilación, si no se pueden hacer "de manera online". Antes de la junta, detalló Heriberto García, hay que adoptar medidas con carácter previo, entre ellas, tener en cuenta que "no deben asistir aquellas personas que tengan síntomas compatibles con el covid-19" o que sean contactos de positivos. Asimismo, se recomienda la no asistencia de personas que pertenezcan a colectivos vulnerables, que podrán delegar su participación en otra persona.

"En el momento de convocar la junta deberán remitirse a los miembros las medidas preventivas y la documentación relativa a las medidas que deben adoptarse", indicó García. Además, ha llamado a ser "especialmente cautos con el lugar", pues debe tener "ventilación" y permitir colocar sillas con una distancia de un metro y medio. En esta línea, recomiendan la "prevención del estrés" para evitar conflictos y levantarse del asiento.