Imprimir

ÁLVAREZ, E. (14 de julio de 2020). ¿Por qué llegan viajeros de países vetados?. La Voz de Galicia. Recuperado de www.lavozdegalicia.es

Brasil fue el origen del primer rebrote que se produjo en Galicia. Fue un vecino de Ribeira que viajó al país latinoamericano y regresó el 1 de junio. Controlado en pocos días, solo se detectaron nueve positivos. Hace pocos días se conocía el caso de una joven de Beariz que había llegado de México. Tras dar positivo en la PCR, se rastrearon sus contactos hasta encontrar otros tres infectados en su entorno. Y el último caso es el de un viajero procedente de Santo Domingo, que llegó a Barajas y alquiló un coche para desplazarse a Coruña.

Esta situación ha llevado al conselleiro de Sanidade, Jesús Vázquez Almuiña, a remitir una carta al ministro, Salvador Illa, en la que urge un convenio de colaboración con el Ministerio de Sanidad para conocer los datos de los viajeros que provengan de otros países y tengan como destino la comunidad. La misiva, remitida a principios de julio, todavía no ha obtenido respuesta. La intención del Sergas es hacer algo similar con las autoridades portuguesas, para conocer qué viajeros procedentes de los aeropuertos de Oporto y Lisboa llegan a Galicia. El objetivo, estar pendientes de su situación para rastrear contactos en caso de que presenten síntomas o den positivo en coronavirus.

Pero, ¿por qué llegan a Galicia pasajeros de México, Brasil o Santo Domingo, si son países vetados por la UE tras el acuerdo que entró en vigor el 1 de julio debido a la alta incidencia que tienen de casos de coronavirus? Y es que en la orden internacional del 2 de julio se deniega la entrada en la UE a todo nacional de fuera, salvo del espacio Schengen, Andorra, Mónaco, El Vaticano y San Marino, así como de los 15 países que presentan una incidencia baja de coronavirus: Argelia, Australia, Canadá, Georgia, Japón, Montenegro, Marruecos, Nueva Zelanda, Ruanda, Serbia, Corea del Sur, Tailandia, Túnez, Uruguay y China. 

Pero en realidad el veto al resto se centra básicamente en los turistas, porque hay muchas excepciones a esta restricción. Por ejemplo, ciudadanos de la Unión aunque estén viviendo fuera, residentes de larga duración, o personas que acrediten necesidades esenciales o causas de fuerza mayor: trabajadores fronterizos, personal de transporte, profesionales de la salud o investigadores, personas que viajen con fines de estudio, diplomáticos, o pasajeros que vengan por motivos familiares imperativos. Es decir, que sí hay muchas razones por las que un ciudadano de un país vetado puede llegar a España.

Diferente es la dificultad para hacerlo, porque evidentemente los vuelos se han reducido mucho, y más desde estos estados vetados. Pero ayer mismo en el aeropuerto de Madrid aterrizaba un vuelo de México City, operado por la compañía Aeroméxico.

La llegada de casos importados es una preocupación para la Consellería de Sanidade. Tanto es así, que la administración sanitaria ha habilitado un número de teléfono para que los viajeros que evidencien sintomatología covid-19 puedan llamar. Es el 881 002021, y aunque el turista no disponga de tarjeta sanitaria se le asignará un médico de familia, para que tras una consulta inicial determine si es preciso o no hacer una prueba PCR.

El Sergas ha anunciado este teléfono en aeropuertos, estaciones de tren y de autobús de la comunidad, pero la mayoría de estas personas llegan directamente a través de vuelos internaciones a aeródromos de fuera de Galicia.

Por su parte, el Ministerio de Sanidad insiste en que todas las personas que llegan a España cumplen con alguna de las excepciones recogidas en la Orden INT/595/2020, del 2 de julio. El filtro en los aeropuertos se mantiene en el control de temperatura, un examen visual y una encuesta epidemiológica que debe cubrir el viajero.